Enseña tus OBRAS en ARTEINFORMADO. ¡Cada día, más personas las miran!
Courant
Evento finalizado
10
sep 2020
12
oct 2020

Compártelo

Cuándo: 10 sep de 2020 - 12 oct de 2020
Inauguración: 10 sep de 2020 / 20:00
Precio: Entrada gratuita
Dónde: Factoria de Arte y Desarrollo / Valverde, 23 - Local / Madrid, España
Comisariada por: Javier Díaz-Guardiola
Organizada por: Factoria de Arte y Desarrollo
Artistas participantes: Jan Wade Matthews Bernárdez, María Chaves
Enlaces oficiales Web 
Etiquetas:
Publicada el 02 sep de 2020      Vista 58 veces

Descripción de la Exposición

De puente a puente, porque me lleva la corriente Por Javier Díaz-Guardiola* Confieso que, en un primer momento, me planteé escribir este texto de memoria. Al fin y al cabo, el proyecto de Jan Matthews (Madrid, 1989) y María Chaves (Aranjuez, 1992) al que hace referencia versa precisamente sobre eso, sobre la memoria. Courant, su título, nace del deseo de analizar cómo gestionamos nuestros propios recuerdos. Para ello, ambos artistas partían de uno concreto, el de Jan de cómo aprendió a volar una cometa con su padre, al que se suma más tarde la investigación de María de ciertos lugares cercanos propios de su infancia, lo que se une a su vez a su forma habitual de trabajar, que ya de por sí tiene como punto de partida anclajes muy difusos que abarcan un montón de contenidos e información. En el fondo, hay un gran paralelismo entre la forma en la que ella concreta sus dibujos y el modo en la que él intenta recuperar una imagen que se desvanece en su memoria. “¿Cómo se estructura un recuerdo?”, se plantea María. “¿Sobre qué supuestas certezas o evidencias desplegamos la rememoración?”, se expresa Jan. Y “¿cómo llenamos los vacíos? ¿Qué hay de invención en todo eso?”. A esto en particular intentan responder en conjunto. En definitiva, lo que ambos creadores se proponen es constatar cómo, con mayor o menor habilidad, se puede recuperar un recuerdo, cuando es un hecho constatado la imposibilidad de que la experiencia del mismo en el presente sea idéntica. Ello obliga a readecuarlo. Jan siempre había partido o parte de anécdotas en su trabajo. Si ahora es esta concreta la que da pie a todo y no otra, es porque este es un recuerdo que guarda con cariño. Él aprendió a volar la cometa en una zona de Normandía en la que sus abuelos paternos remozaron una granja a la que acudían de manera intermitente. Hace dos que la joven pareja no ha podido volver allí, lo que ha hecho que ese lugar esté cada vez más presente en su imaginación. Hay que tener en cuenta que ambos son muy jóvenes, que su vida, hasta que se encontraron, se ha desarrollado en contextos distintos, y que los recuerdos de infancia del uno en nada se asemejan a los de la otra. Francia es posiblemente el primer nexo en común entre ambos. También las cometas. Allí dirigieron sus pasos durante un mes poco después de conocerse. Quizás una de las primeras conversaciones que mantuvieron ya incorporó este elemento volador. María jamás había jugado con algo similar, de forma que la idea de volar una, de que él le enseñara a hacerlo, se convertía en un posible proyecto común. De esta manera, existía ya un motivo para traer el recuerdo al presente, condenado al fracaso, desde luego, al no ser los protagonistas los mismos, como no lo sería el contexto o el entorno. De hecho, el nuevo punto de partida sería cómo Jan enseña a María a volar una cometa (no cómo el padre de Jan le enseñó en el pasado a él a volarla), de forma que el recuerdo prevalente sería el de esta nueva acción [...] ------------------------------------ (*) Javier Díaz-Guardiola es periodista, crítico y comisario de exposiciones. En la actualidad es coordinador de la sección de arte, arquitectura y diseño de ABC Cultural, redactor-jefe de ABC de ARCO y autor del blog de arte contemporáneo “Siete de Un Golpe”

Actualizado

el 02 sep de 2020
Compártelo