Enseña tus OBRAS en ARTEINFORMADO. ¡Cada día, más personas las miran!
Francisco Navarrete Sitja
Evento finalizado
01
ene 2016
01
feb 2016

Compártelo

Premios / Dotación: Lista de ganadores
Premio
Alojamiento de Residencia + Producción + Honorarios + Publicación.
Edición: I
Cuándo : 01 ene de 2016 - 01 feb de 2016
Dónde: Chile
Organizada por: CasaPoli
Inscripción:

Cerrada desde 01-02-2016

Dirigido a: Artistas, Profesionales
Miembros del jurado: Leslie Fernández, Óscar Concha Lagos
Enlaces oficiales Web 
Publicada el 29 dic de 2019      Vista 41 veces

Descripción del Premio

Casapoli Residencias se encuentra ubicada en Coliumo, en la comuna de Tomé (Chile), y desde 2010 es codirigido por la artista visual y académica de la Universidad Concepción Leslie Fernández junto al artista visual y gestor cultural independiente Óscar Concha. Ambos directores, desde una perspectiva territorial, han desarrollado un programa de residencias invitando a artistas de la región del Biobío —pero también de todo el territorio chileno e internacionales— a realizar proyectos donde se establecen procesos vivenciales desde el arte contemporáneo. El ciclo de residencias Territorio Compartido, financiado con apoyo del CNCA y realizado durante 2016, reunió a cinco destacados artistas visuales chilenos en colaboración con investigadores del área de las ciencias, realizando un proceso transdisciplinar de vinculación y producción. Desde la óptica de lo aparente, Casapoli es un hito geométrico que establece un nexo entre arquitectura y paisaje. Con el afán de conectar los circuitos artísticos internacionales con Concepción y la región del Biobío, los artistas locales Eduardo Meissner y Rosmarie Prim, junto a los arquitectos Mauricio Pezo y Sofía von Ellrichshausen, planifican y construyen la casa, funcionando activamente como un polo de desarrollo para el encuentro, creación y producción de arte contemporáneo desde 2005 hasta la fecha. Sería el año 2010 cuando, de la mano con el terremoto en el centro sur de Chile, Fernández y Concha comienzan a codirigir proyectos curatoriales que han tenido como residentes a artistas emergentes de la región del Biobío, además de artistas visuales de trayectoria como Juan Castillo (CADA), Rainer Krausse, el Colectivo SE VENDE, Sebastián Jatz y Francisca Sánchez. El espacio arquitectónico de Casapoli funcionó como centro metodológico y creativo, situación en que el territorio se transformó en un cuerpo explorable en el proceso de residencias de las duplas que fueron parte del ciclo Territorio Compartido: el artista visual chileno residente en Barcelona Francisco Navarrete Sitja, junto al oceanógrafo e investigador del Instituto Milenio de Oceanografía de la Universidad de Concepción (UdeC) Osvaldo Ulloa, quienes realizaron un trabajo transdisciplinar donde herramientas de la oceanografía fueron utilizadas en base a la exploración del territorio desde la sonoridad; el artista visual lotino Eduardo Cruces, quien trabajó con el geólogo e investigador de la UdeC Andrés Tassara, realizando una cartografía corporal a través del recorrido cercano al paisaje de Casapoli, en búsqueda de nuevas fallas geológicas; la dupla de trabajado de Gonzalo Cueto, artista de Temuco, junto al biólogo marino y músico penquista Álvaro Espinoza, quienes desde una investigación visual se aproximaron a problemáticas sociales y medioambientales de Coliumo; la dupla conformada por el pintor Alejandro Quiroga, de Santiago de Chile, y el historiador del arte Javier Ramírez, quienes abordaron el paisaje de la península y sus alrededores a partir de referentes históricos; y finalmente, la dupla compuesta por la artista visual Natascha de Cortillas quien, junto a la antropóloga Noelia Carrasco, aplicaron estrategias etnometodológicas para trabajar con las algueras de Coliumo desde la acción culinaria. Los primeros residentes del ciclo, el artista visual Francisco Navarrete Sitja y el oceanógrafo Osvaldo Ulloa, desarrollaron su proceso de residencia en una aproximación al paisaje de Coliumo a partir de la exploración de su borde costero; procedimiento que Navarrete Sitja realizó por medio de la fotografía y del arte sonoro, lo cual fue complementado por las herramientas aportadas desde la oceanografía gracias a su compañero. El trabajo de ambos no buscó una representación literal del paisaje, sino que estuvo más bien centrada en abordar elementos y situaciones que no fueran evidentes a simple vista, en una lectura sugerente y abstracta del territorio. Cada uno de los procesos de residencia tuvo como cierre un conversatorio, realizados en el lugar de trabajo respectivo de los investigadores en las dependencias de la Universidad de Concepción, utilizando así como plataforma de difusión el Departamento de Antropología, la Facultad de Ciencias Naturales y Oceanográficas, y la Facultad de Química. A partir de este ejercicio de desplazamiento, se buscaba reunir a estudiantes y personas vinculadas a las artes visuales con un público más diverso, proveniente de otras áreas, esperando con ello incentivar la apertura a un diálogo en torno a los límites de las disciplinas artístico-científicas en el marco de la territorialidad.

Actualizado

el 29 dic de 2019

Contactar

¿Quieres contactar con el gestor de la ficha?