Exposición en Torrelavega, Cantabria, España

duda dada

Dónde:
CN Foto - Centro Nacional de Fotografía Jose Manuel Rotella / Paseo Julio Hauzeur, 14 / Torrelavega, Cantabria, España
Cuándo:
08 abr de 2022 - 30 abr de 2022
Inauguración:
08 abr de 2022 / 20:00
Horario:
De martes a sábados de 16:30 a 20:30h. Domingos y festivos de 11:00 a 14:00h. Lunes cerrado
Precio:
Entrada gratuita
Artistas participantes:
Teléfonos:
+34696662498
Correo electrónico:
cobocalderon@yahoo.es
Documentos relacionados:
Promociones arteinformado
Descripción de la Exposición
José Cobo “duda dada” en el Centro Nacional de Fotografía José Manuel Rotella En la exposición se exhibirán algunas obras recién acabadas específicamente para esta exposición, así como obras realizadas anteriormente. Se incluyen: esculturas, fotografías, video instalaciones y algunos dibujos. El titulo de la exposición, duda dada, hace referencia a la denominación del movimiento artístico de las primeras vanguardias. La palabra dada fue escogida aleatoriamente en su tiempo por carecer de significado. El sonido dada devino en –ismo, dadaísmo, palabra hoy con un significado muy especifico. Dada es la forma de hacer arte que más ha penetrado en el presente por practicas como la descontextualización, las instalaciones y el performance. El título de la exposición duda dada, pretende recuperar momentáneamente el no-significado de la palabra original multiplicando su sonoridad con otra palabra de sonido similar. El balbuceo mantenido al pronunciar duda dada expresa la posición del artista ante su obra. A ... la entrada del CNFoto nos recibe una escultura titulada Monus A.Gustus X y Venus A.Gustus VII. Se trata dos hermas de aspecto romano que con su presencia nos introducen en la mansión señorial que es el CNFoto. Ambas hermas, que se erigen en paralelo, están definidas por líneas rectas verticales y por unas letras grabadas que parecen mostrar un linaje. La herma masculina esta rematada con la cabeza caprichosa de un mono de trapo. Este despliega sus atributos masculinos signo de poder patriarcal. En la herma femenina, privada de cabeza, o quizás con cabeza arrancada o perdida, podríamos especular por su aspecto arqueológico, los órganos reproductores asociables a la fertilidad, como los representados en las venus paleolíticas, (quizás talladas en un periodo matriarcal), destacan constreñidos entre las líneas rectas de la herma bajo las inscripciones de factura patriarcal. La Pietà covid se encuentra en una de las salas de la planta baja. La escultura es un homenaje al personal medico y de enfermería así como a las victimas de la covid. Las diagonales que marcan la composición revelan la urgencia del momento. La escultura refleja el aislamiento y el fin trágico de miles de personas que no pudieron sentir el calor de la cercanía de sus familiares en su momento final. Tampoco pudieron sentir las miradas y el contacto directo de las enfermeras, siempre presentes, que debían mantener sus cuerpos protegidos para prevenir la infección. Por esta razón el cuerpo del enfermo se muestra vacío, carente de los referentes identitarios o familiares. Lo que se ha venido a llamar perdida ambigua, cierre sin despedida, sin duelo, que no acaba de registrarse en la mente. En la misma sala podrá verse una gran fotografía proyectada en la pared que se titula En el Anamá. En la imagen se aprecia a través de un plástico fotografiado una figura humana difusa que anda hacia nuestro espacio desde un lugar indefinido, casi irreal. El parpadeo de la proyección incrementa la sensación de ensoñación transmitida por el escenario. En la sala contigua, hay 2 obras. Una de ellas es una fotografía que se titula Pantallazo. En la pantalla de un ordenador se ven tres bebes iguales tintados con diferentes colores como en un muestrario de ventas. La imagen refleja un momento como el actual en el que se habla de selección de genes a la carta para producir humanos mejorados. En la misma sala se exhibe la escultura de un Hombre agachado con niño con una sonrisa satisfecha que muestra orgullosamente a su retoño. En la sala alargada de la planta baja se muestra la escultura Pasos de un payaso y unos dibujos relacionados con el mismo tema. Seis pesados pies de payaso alineados irregularmente atraviesan el espacio de parte a parte en tres grandes y torpes zancadas. Unas barras de metal que emergen de la parte alta de cada pierna aluden al accionamiento mecánico que impulsa el movimiento de los pasos mientras que el agrandamiento cómico de los zapatos y las zancadas desmesuradas muestran la exageración de los estados de ánimo y de los caracteres estereotipados representados por el payaso. En la misma sala se presenta Desenredando el puzle que es una instalación compuesta por un video y por una escultura tridimensional cuya silueta se proyecta en el muro a gran tamaño. En la proyección destacan unos números rojos que rotan constantemente en relación a la luminosidad de grupos de pixeles. La velocidad de transmisión de los números en movimiento continuo apunta a la sucesión ininterrumpida de acontecimientos-no acontecimientos en el presente-futuro que permea la realidad cotidiana desde la infancia. La proyección parece desplegarse en dos pantallas superpuestas; fondo y superficie de números. Ambas obras recién descritas expresan que el aprendizaje se induce por la seducción desde la infancia. Ambas aluden al artificio inherente a toda representación. En el caso del payaso, por medio del espectáculo divertido, la tramoya y la parafernalia del montaje y en el caso del puzle por el despliegue de medios hipnotizantes asociables a las nuevas tecnologías capaces de incitar a internarse en espacios tan seductores como irreales. En el rellano de la escalera, lugar intermedio, de paso, en el camino de ascenso al segundo piso se encuentran tres fotografías: Gato y luz I, II y III. Las tres fotografías muestran la luz de la tarde filtrada a través de una ventana y proyectada sobre siluetas de tierra seca en forma de gato. La luz registra o ilumina acciones fugaces, efímeras, quizás esparcidas a lo largo de siete vidas o marcando el final de cada una de ellas. En el piso de arriba se exponen dos obras con tintes costumbristas. Raíces, que nos remite al pasado por medio de un video y una escultura que gira proyectando siluetas cambiantes sobre la pared a modo de figuras recortables y Metamorfosis compuesta de pequeñas escenas aisladas que narran el acontecer de la vida durante el encierro en el punto más álgido de la pandemia. Raíces muestra el espectáculo popular de la crueldad asociada a usos sociales y tradiciones desde tiempos ancestrales. El video se ha rodado en el almacén-museo de marionetas, Bread & Puppet Theater de Vermont donde se exhiben permanentemente muñecos gigantes de factura folclórica. El título Metamorfosis esta tomado de una de las escenas de la obra en el que se ve una televisión emitiendo destellos de luz sobre la “espalda” de otra televisión más pequeña tirada en un sofá, como un gran escarabajo en alusión a Kafka, en actitud sospechosamente humana después de su transformación en objeto inanimado consecuencia de la recepción constante de ondas. Relacionado con esta última obra hay también expuestas tres fotografías, anteriores al confinamiento, tituladas Luceras, I, II, y III, que muestran paisajes urbanos nocturnos de Williamsburg en Brooklyn donde solo la luz que emerge a través de las ventanas o tragaluces revela la vida dentro de las edificaciones. Dos fotografías generadas por ordenador a partir del escaneado de una escultura son las Pezuñas de cristal de un fauno mecánico. Forman un puente entre lo real, recientemente visitado, lo mitológico y lo idealizado representado en lo virtual. Destaca la limpieza de la imagen cristalina sobre fondo blanco, casi etérea, creando una sensación ambigua que emerge de la superposición de conceptos heterogéneos tales como son la imagen de los fragmentos de una deidad mitológica de la naturaleza y su representación por la mediación de las nuevas tecnologías. Por último, en la instalación Despliegue de celulares, tres niños idénticos equipados con teléfonos móviles ocupan respectivamente el suelo, la pared y el techo de una sala que se transforma en un cubículo irreal en contraste con las imágenes que acabamos de visitar en las salas previas. Las antenas de sus móviles cierran desde sus vértices el triangulo sugerido por la composición. Dicho triangulo se deforma, estira o aplana según nos desplazamos por el espacio, de manera que, junto con el despliegue de sus cuerpos retando la fuerza de la gravedad apuntan hacia un espacio virtual. El critico de arte del Chicago Tribune Alan Artner escribió sobre esta obra: …haciendo que todas las esculturas sean iguales, como si dijera que ha trabajado menos en la singularidad de un retrato que en el diseño reproducible de un robot o un clon. La colocación de las figuras en el techo, el suelo y las paredes (y sus equivalentes en los relieves) arroja más dudas sobre los chicos, que en una lectura pueden ser vistos de forma inquietante y satisfactoria como máquinas que descubren máquinas.

 

 
Imágenes de la Exposición
Pieta Covid y proyección

Entrada actualizada el el 13 abr de 2022

¿Te gustaría añadir o modificar algo de esta ficha?

Infórmanos si has visto algún error en este contenido o eres este artista y quieres actualizarla. O si lo prefieres, también puedes ponerte en contacto con su autor. ARTEINFORMADO te agradece tu aportación a la comunidad del arte.

¿Quieres estar a la última de todas las exposiciones que te interesan?

Suscríbete al canal y recibe todas las novedades.

Recibir alertas de exposiciones

Plan Avanzado

¡Posiciona tu galería o museo a través de nuestra plataforma!

  • Publica y promociona hasta 500 obras de tus artistas.
  • Contacta con tus clientes potenciales desde cada una de ellas ¡No cobramos comisiones!
  • Da mayor visibilidad a tus eventos o exposiciones ¡Te garantizamos un acceso destacado a todas ellas!
  • Accede al Algoritmo de ARTEINFORMADO y mantente informado sobre los artistas con mayor crecimiento en los últimos 5 años.
  • Conecta con la gente del sector como artistas o coleccionistas a través de sus fichas.