¿Crees que es TIEMPO DE ACTUAR? ¡Publica tus OBRAS que reflexionen sobre ello antes del próximo día 21!
David Trullo, Bogus, 2011
Evento finalizado
14
abr 2012
19
may 2012

Compártelo

Cuándo: 14 abr de 2012 - 19 may de 2012
Inauguración: 14 abr de 2012
Dónde: Mondo Galería [ESPACIO CERRADO] / San Lucas, 9 / Madrid, España
Comisariada por: Horacio Basilicus
Organizada por: Mondo Galería
Artistas participantes: David Trullo, Vasco Araújo
Etiquetas:
Publicada el 03 jun de 2014      Vista 297 veces

Descripción de la Exposición

Festival Jugada a 3 Bandas Esta es una exposicion comisariada por Horacio Basilicus, que ha hecho una seleccion de dos artistas David Trullo y Vasco Araujo, para desarrollar su idea. Consta de una parte de fotografias digitales y un video, todo en torno a la idea del travestismo

-------------------------------------------------------

-------------------------------------------------------

Quimera Travestida por Horacio Basilicus Quimera, engaño, The great rock and roll swindle. Los niños Buenos con gestos malos, los malos perdidos en la ambición de la iglesia. Este juego alquímico es el que jugamos como 22 idiotas corriendo detrás de un balón. Habría que haber contado al árbitro y a los jueces de línea, pero esos son detalles históricos, como los millones que, embobados, lo siguen en directo a través de su Aleph. Cristo y el peluquero no son más que un compañero de atrezzo, una elegancia erguida de nimios caprichos. Y el paso del tiempo no abandona su carrera infinita, ni siquiera por una muñeca de goma, ni siquiera por su propio Narciso. Un lago estanco que no moja, el agua del cielo, bendita. ¿Han escapado todos del convento? ¿O es una gran huelga de hábitos? Sotanas tatuadas y músculos ficticios, paladines dentro del miedo. Las ondas magnéticas lavan nuestros sesos como una fiesta de Ramadán. La silicona plateada sobre un muro de oro, quien puede negar la existencia del Señor. - Señor su cajetilla - Señor su corbata estará pronta mañana. - Señor se le olvidan las limosnas. Patrullas monárquicas recorren un desierto minado de felicidad vacía. Caemos en la dulce espera de un cambio, golpeando las puertas con martillos de hule. ¿Es este el momento de cambiar? ¿O nos enfrentamos a una rebeldía cómoda? A la continua espera de que alguien se rebele por nosotros, ¿un héroe de ficción o algún prolífico pseudo-gobernante? No hay peor tristeza que la anhelada. Sin embargo llorar por una ficción parece ser más grato que reír, que no es algo digno, no es algo propio de una persona seria. Debemos llorar frente a ese mar de de nieblas de Friedrich, debemos llorar frente a los gemelos de Arbus y sin embargo en el fondo queremos reír, reír desde dentro. Enmascarados tras cortinas de fieltro aguardando un ademán en el foro los Cicerones nos denuncian. Todos tenemos un caso pendiente para ser diluidos en cualquier instante bajo sus fraudulentas sonrisas. Las luces de Nam June Paik iluminan una capilla a la intemperie. Estamos en el futuro borrando el pasado, convirtiéndolo en algo oscuro y pesante, en algo ?diferente?. Entre tanto, seguimos siendo vísceras, carnaza, estiércol envenenado de un futuro impoluto en el que el desecho no existe. Se convierte en personas, en rebeldías individuales autocontroladas por la masa. Descontroladas en su orden, desinformadas. El desdén, la fatiga y el ansia de progresar hacia donde no hay nada, hacia afuera. Confundiendo al cuerpo, confundiendo al espíritu, en un intento de separarlos. ¿Quién es aquel verdugo que no aparece? ¿Volverá vestido de Ulises o Proust? ¿Encontrará su camino de vuelta? ¿Su barca, su gente?¿Su Ítaca? Busco hacia adelante y nada veo. Miro hacia atrás y no hay más que olvido. Ríe el que recuerda y llora en su ciénaga. Los pasos de Eurípides nada tienen que no tenga Trullo más que la Historia. Y esa búsqueda continua de recrear el presente a través del pasado es una máscara en sí misma. Es un intento de recuperar el pasado repudiado y volcarlo a nuestro día a día, a la cotidianeidad de la que escapa Vasco Araújo en su aislamiento Dionisíaco (¿Diogenesiano?) trasluciente en su inquietante saber. Su comedia es la pantomima de esta sociedad sin rebeldía, en la que no hay más que posturas y caídas como en una competencia gimnástica. Cada día es un nuevo flip-flap sin salirse del cuadrilátero, sin siquiera considerar el boxeo donde ya es necesario un Otro. Aquel, diferente, extraño, del cual nos protegemos, para el cual se ha creado toda esta coraza. No temas, ríe. Aquí y ahora. Con lo que puedas.

Actualizado

el 26 may de 2016

Contactar

¿Quieres contactar con el gestor de la ficha?
Noticias relacionadas

¡Suscríbase y reciba regularmente nuestro Boletín de Noticias del Mercado del Arte!

Suscribirme